LOS GOLPES DE MUERTE CONTRA “LOS CHAPOS”

Primero fue “Pancho Chimal”, jefe de sicarios del grupo conocido como Los Chimales, luego vino la muerte de Julio Óscar Ortiz Vega, alias “El Kevin”, quien fue encontrado asesinado afuera de una refaccionaria conocida del municipio de Navolato.

Ya desde días después de que se Los Chimales junto con otros grupos que apoyan a Aureliano Guzmán Loera, mejor conocido como “El Guano”, atacaron al convoy del Ejército Mexicano sobre la carretera México 15, por la salida norte de Culiacán, se comenzó a correr el rumor de que Los Chapitos, en este caso los dos hijos mayores de Joaquín Guzmán Loera, empezarían a entregar a los participantes, alegando que ellos no ordenaron el ataque directo contra las fuerzas armadas.

Así fue como se deslindaron en el programa de Ciro Gómez Leyva; enviando una carta por medio de un reconocido abogado del medio de la mafia.

Uno a uno fueron cayendo otros, cabe mencionar a “el 300”, detenido en una barbería de Culiacán, también al poco tiempo fue detenido “el Bob Esponja”, otro de los guardaespaldas de Iván Archivaldo Guzmán Salazar.

En diciembre, el golpe se le revirtió a los Beltrán Leyva con la captura en Zapopan junto con sus escoltas de Alfredo Beltrán Leyva, “el Mochomito”, hijo de Alfredo Beltrán Leyva. Peleados a muerte con los Guzmán, el crimen del abuelo del “Mochomito” provocó y dio inicio a la guerra en varias comunidades de Badiraguato.

Aunque según las fuentes, el hijo del “Mochomo” nunca tuvo dificultades con “el Chapo” Guzmán, sí las tuvo con su hermano “El Guano”. En la sierra las balaceras y los muertos poco se supo, hasta que el problema bajó cuando los pobladores tuvieron que abandonar sus casas humildes.

Pero según la SEDENA el conflicto entre los grupos, incluyendo a los que liderean “El Mayo” Zambada y Dámaso López Núñez, “El Licenciado” fue después de la extradición del “Chapo” a la corte de Nueva York, en donde los abogados del capo han acusado recientemente de que sufre alucinaciones, dolores de cabeza y solicita ver y platicar con Emma Coronel Aispuro, la reina de belleza que llegó a ser la madre de sus hijas.

La extradición fue el 19 de enero cuando se estaba dando en Culiacán y otras ciudades de Sinaloa una ola de homicidios y levantones, pero fue hasta el día 4 de febrero cuando se dio un primer incidente tres los sicarios de “los Chapitos” y “El Licenciado” en el ejido Sánchez Celis.

Un grupo, representado por los hijos del “Chapo” señalaron en una carta de nuevo con Ciro que Dámaso López los atacó; en respuesta “El Licenciado” negó los hechos: “Yo no ataqué a los Guzmán, y soy amigo del Mayo”, dijo.

Pero días después la Marina abatió a una célula de sicarios Valle Real, y por la tarde el grupo de “Los Chimales” atacaron la comunidad de Villa Juárez. Personas inocentes murieron.

Los hechos generaron temor en la población, se ahondó la sicosis y la violencia no terminó. Continuó y hasta la fecha continua en Villa Juárez, en Navolato y el fuego llega a Culiacán, municipios que en el último fin de semana se reportaron 18 muertos. Las investigaciones que llevan las autoridades federales y locales es que se trata de un pleito por la plaza de narcomenudeo, usando como punta de lanza a “los Chimales”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *